Síguenos en Facebook Twitter
Frontpage Slideshow (version 2.0.0) - Copyright © 2006-2008 by JoomlaWorks

Cocina marinera
tradicional

Fundado en 1903, el restaurante Can Solé es uno de los establecimientos culinarios imprescindibles de Barcelona. En estos 110 años de historia su excelencia culinaria no ha cesado. Cocina clásica y tradicional, con la mejor calidad en materias primas y en el entorno. El objetivo, la satisfacción del cliente. 

Reservas

llamando al:
93 221 50 12
o por email:
reservas@cansole.cat

Encuéntranos

c/San Carles, 4
Barcelona

Ampliar el mapa

Map

# Horario de cocina: De 13:30 a 16h y de 20:30 a 23h | Domingo noche y lunes cerrado #

Noticias

Can Solé, en la Jornada "La Pesca Responsable y el Consumo de Proximidad: La Gamba de Barcelona"

Domingo, 29 de Septiembre de 2013 15:57

 

Can Solé, en defensa de "La Gamba de Barcelona"  

 

En el restaurante Can Solé se aman los productos de proximidad y más si provienen del mar. Como gran defensor de los pescados de la Barceloneta, así como miembro activo del colectivo Barceloneta Cuina, Josep María García, director de Can Solé, ha participado en la jornada “La Pesca Responsable y el Consumo de Proximidad: La Gamba de Barcelona”, acto que se inició en la Facultat de Naútica de Barcelona, y posteriormente, continuó en el restaurante Can Solé

 

La jornada, celebrada el 30 de septiembre, fue organizada por Barceloneta Cuina y la OAPC (Organización de Armadores de Pesca de Catalunya), con el fin de dar a conocer y potenciar el consumo de una de las especies marinas más apreciadas culinaria y gastronómicamente, la gamba Aristeus antennatus, también conocida como gamba roja. 

El acto de hoy es una iniciativa conjunta de
Barceloneta Cuina
y de la
OAPC
. En la mesa
redonda hablarán los siguientes ponentes

 

Los invitados al evento, tras escuchar las conferencias y participar en la mesa redonda sobre La Gamba de Barcelona y la pesca de proximidad, en la Facultad de Náutica, se trasladaron al restaurante Can Solé para degustar algunos platos elaborados con gambas y cocinados por los miembros del colectivo Barceloneta Cuina

 

Por su parte, Josep María García, de Can Solé, ofreció una auténtica exquisitez: Salmonete acidulado con carpaccio de gamba roja de Barcelona con helado de limón y albahaca. Un plato con el que Josep María García, auténtico estandarte de esta casa de comidas, ha demostrado que el pescado de la Barceloneta no solo es de altísima calidad, sino de un sabor auténtico, una materia prima con la que se pueden elaborar platos de cocina clásica, o imaginativas especialidades. 

Leer más...
 

Gafas graduadas de préstamo para nuestros clientes

Martes, 18 de Junio de 2013 03:50

Estamos al servicio de nuestros clientes, en todos los sentidos, por eso no nos gusta descuidar ningún detalle. Nuestra máxima: "haz para el cliente lo que quisiera que te hiceran". 

Entre otros muchos detalles, en Can Solé disponemos de un par de gafas graduadas para prestar a nuestros comensales. El objetivo es bien sencillo: si lo necesitan para poder leer la carta y así elegir la especialidad que más le apetezca, nosotros se las cedemos unos minutos. 

De montura de pasta y en dos colores (rosa y marrón), pero lo más importante, con dos graduaciones (1 y 2 dioptrías), para adaptarnos al máximo a las necesidades de nuestros clientes. 

 

La terraza de Can Solé

Martes, 23 de Julio de 2013 12:51

 El "cotizado" balcón de Can Solé

Estamos en plena temporada de terrazas y en Can Solé no nos quedamos atrás, pues ofrecemos una de las más carismáticas y peculiares de toda la ciudad, con vistas al corazón de La Barceloneta. Ubicada en el primer piso del edificio que ocupamos deade hace 130 años, nuestra terracita no es de grandes dimensiones (a penas para dos o tres comensales), no cuenta con diseño vanguardista, ni con amplios sofás, pero ofrece algo único: la posibilidad de degustar nuestros exquisitos platos mientras se percibe la vibrante vida de la calle Sant Carles de La Barceloneta. 

La terracita o balcón de Can Solé permite, además, que nuestros comensales puedan fumar, y acabar su ágape con un buen habano o su cigarrillo favorito. 

 

 

Can Solé nos ofrece los platos de cuchara de la abuela

Lunes, 21 de Noviembre de 2011 16:17

Can Sole, uno de los restaurantes de los más tradicionales de la Barceloneta nos ofrece "los platos de cuchara de la abuela" a precios asequibles.

De todos es sabido que Can Soler ofrece los mejores productos, todas las piezas son del dia y de la máxima calidad. Aparte de los arroces que son su especialidad,  destacamos también sus bullabesas y zarzuelas.

 

 

 

 

Dentro de su oferta de los platos de cuchara de la abuela encontramos:
  • Garbanzos de Fuentesaúco, guisados con chorizo, morcilla y panceta, precio: 12,44€
  •  Lentejas pardinas estofadas, con patatas,  precio: 10,71€
  •  Sopa de cebolla con huevo y gratinada con queso Emmental,  precio:11,46€
  •  El Gran canalón con carne de cerdo y ternera, boletus edulis (ceps), foie, y bejamel, gratinado,  precio: 20,75€
  •  Fricandó de ternera, guisado con senderuelas (moixernons),  precio: 15,99€
  •  Patatas guisadas con sepia,  precio: 13,27€
  •  Rabo de buey de Angus de Irlanda, guisado con patatas, precio: 15,51€
Leer más...
 
<< Inicio < Prev 1 2 Próximo > Fin >>

Personalidades

Aida y yo al relotge

Han degustado sus platos a través del tiempo personajes ilustres en todos los campos como Santiago Rusiñol, Josep Mª de Sagarra, Manuel Vázquez Montalbán, Antonio Morell.


Pintores como Joan Miró, Jesar Manrique, Tapias, Guayasamin, Xavier Grau, Víctor Mira, Ferrán Garcia Sevilla, Jose Mª Iturralde.


En medicina el Dr. Fleming, Jose Mª. Gil-Vernet.


Artistas como George Chakiris, Ave Laine, Jose Mª Rodero, Alberto Closas, Amparo Moreno, Sarita Montiel, Concha Velasco, Encarna Paso, Jose Luis Lopez Vázquez.


Cantantes como Emilio Vendrel, Titto Chippa, Joan Manel Serrat, Jaume Aragall, Manolo Escobar.


Periodistas como Juan José Castillo, Carlos Sentis, Xavier Orcajo, Jose Mª Escamilla, Fernando Oliveras..


Todos ellos han dejado su huella en nuestro restaurante, por medio de fotografías, escritos o dibujos, los cuales permanecen expuestos en las paredes de nuestro comedor. Por último, no quisiéramos olvidarnos de muchos de nuestros amigos anónimos, clientes habituales del restaurante que tienen toda nuestra estima.